El zumo de la roja y la envidia de Holanda

Image 

Me dicen mis amigos que es de lo más normal. Pero juro por la pierna derecha de Andrés Iniesta –o la izquierda, que para el caso es lo mismo- que hoy me he quedado de piedra al pedir un zumo de naranja en un bar y el camarero me contesta tajante: “tres euros y medio, oiga”. ¿Escuchan lo que digo? Tres euros y medio. 582 de las antiguas pesetas por un vasito de zumo. Y con pulpa. Así que mi gozo en un pozo. Por mucha gloria que España haya alcanzado en la Eurocopa – pegando un buen repaso a los Ballotelli de turno- el día después no ha sido más fácil para el bolsillo de los consumidores.

Lo del zumo es sólo una anécdota. Pero de verdad que anoche llegué a pensar que al ministro Soria se le ablandaría el corazón con Fernando Torres de pichichi en el torneo. Ni por esas. La nueva subida en los precios de la luz, el gas y el butano ya está aquí. Desde el pasado domingo, los españoles pagamos de media un 3,95% más en el recibo de la luz. Y hay que recordar que la factura ya se encareció un 7% en abril. Total. Mi casa a dos velas (literal). El gas natural, que hace apenas tres meses subió un 5%, vuelve a escalar ahora un 2,26%, que según los entendidos supondrá un gasto extra de 14,89 euros al año.

Y no se lo pierdan amigos, porque por subir, sube de nuevo hasta la prima de riesgo. ¡Y nosotros que pensábamos que el mercado iba a recuperar la confianza de los inversores a golpe  de sutiles pases de Xavi! Pues no. Recelosos de nuestro triunfo en la Eurocopa, ahí están Finlandia y Holanda dispuestos a amargarnos el dulce. Los dos han dejado claro que intentarán con todas sus fuerzas bloquear el uso del fondo de rescate permanente para comprar bonos de los países en apuros en el mercado secundario (donde cotizan este tipo de activos). ¡Con lo que nos había costado convencer a Merkel de que esta era la única medida para calmar el hambre de los especuladores!

Todos tranquilos. Acabo de caer en que Holanda sólo contribuye con un 5,717% en este famoso fondo, y Finlandia con apenas un 1,79%. Ni sumando fuerzas lograrían alcanzar el 15% que las reglas del juego exigen para poder vetar una decisión de este tipo en caso de urgencia. Como ha quedado demostrado, solo Alemania, con una participación del 27,14% en el fondo, tendría capacidad de frenar un acuerdo al que ella misma ha dicho ‘sí’. Además, algún favor nos deben por haber ganado a la gran Italia que les dejó fuera de la final. Les exprimimos como a un zumito del caro.

** Viñeta de Oliver Schopf para Der Standard.

Anuncios

Acerca de claraalba

Periodista especializada en información económica. Friki de la Bolsa, las redes sociales y el Atlético de Madrid...cosa incomprensible para muchos a la par que vital para mí. Recién aterrizada de La Gaceta de los Negocios espero encontrar pronto el futuro de una profesión a la que aún le queda un largo camino de adaptación en esta crisis de locos que vivimos.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s